Tu hijo, te oye o te mira?

Descubre de qué forma tu hijo te va a entender mejor y de qué forma tu lo vas a entender mejor a él.


Experimentando, irás conociendo sus preferencias.

No somos conscientes de cómo nuestro cuerpo y nuestra mente están conectados, de cómo nuestras emociones se transmiten a través de nuestro lenguaje corporal. Puedes querer decir algo, pero no es eso lo que dices con tus gestos, con tus movimientos, con tu cuerpo. Pero tienes que saber, que el 90% de tus interacciones se interpretan a través de tu lenguaje corporal.


Y cuando sabes ésto, entiendes mejor a las demás personas, en particular a tus hijos.


La programación neurolingüística, abarca los 3 factores que influyen en todas nuestras interacciones o comunicaciones, y ellos son: PROGRAMACIÓN, NEURO, LINGUÍSTICA.


La Programación es, el cómo organizamos nuestras ideas y nuestras acciones, las cuales se convierten en algo esperado... o inesperado.


La parte neurológica, es la forma en que usamos nuestros sentidos para entender lo que está pasando a nuestro alrededor. A través de nuestro sistema nervioso (Neuro), usamos o transformamos la información que recopilamos a través del olfato, la vista, el gusto, el tacto o el oído. Y nos convertimos en personas "olfativas", "visuales", "gustativas" "kinestésicas" o "auditivas".

Toda la información que recibimos en cada momento, la vamos filtrando a través de nuestras creencias o valores personales y esas cosas que sentimos, nos hacen ver el mundo de una forma única. Nuestros sentimientos y experiencias, tal cual las vivimos, son, como nuestra huella dactilar, únicos. Piénsalo, nadie en el mundo puede sentir o vivir algo exactamente, como lo estas sintiendo o viviendo tu.


La lingüística, es el cómo usamos nuestro lenguaje, y la forma en que él influye en nosotros y en los que nos rodean. Y cuando hablo de lenguaje, no me refiero solamente al hablado, puede ser el corporal, el musical, a través del baile, etc.

El lenguaje lo usamos para representar todo lo que va sucediendo en nuestra cabeza, y es uno de los filtros más importantes que usamos para entender a los demás.

Muchas veces, escuchas a alguien contando algo y te das cuenta que tu lo contarías de una forma totalmente diferente. Cuando representamos palabras en nuestra mente, solo nosotros sabemos a que nos referimos.


Tu lenguaje corporal es como una ventana hacia tu mente inconsciente.


Todo lo anterior, es sólo la teoría para que comprendas que, todos somos distintos, aunque nos hayamos criado en la misma casa. Todos tenemos pensamientos diferentes y todos nos expresamos de formas distintas. Si logras descubrir la formula mental que usan tus hijos para expresarse, te va a ser más fácil comunicarte con ellos y entenderlos.


Cada uno de nosotros, preferimos uno de los diferentes sistemas de representación (visual, auditivo, kinestésico, olfativo o gustativo). Estos sistemas de representación pueden cambiar a lo largo de la vida, no son definitivos y hay personas que pueden tener varios sistemas al mismo tiempo, pero lo normal es que tengamos alguno preferido. No hay sistemas malos o buenos. Son los que son.


Si quieres descubrir qué sistema de representación tiene alguien, escúchalo y obsérvalo atentamente y probablemente te vas a dar cuenta.


Por ejemplo, una persona visual, siempre va a querer ver lo que pasa, busca imágenes para entender, siempre va a preferir un vídeo o una película para comprender una situación y además, se le queda grabada la imagen. Usualmente utilizará palabras o frases como: ver, observar, revelar, mostrar, imaginar, claro, bello... y lo escucharás diciendo "déjame ver", "no veo la idea", "a ver qué es lo que quieres", "Muéstrame eso", "si no lo veo, no lo creo", "necesito mirarlo para entenderlo", etc.


Una persona kinestesica, es la que le gusta tocar, son personas que acarician, besan, les gusta abrazar, sobarte. Son personas que agarran los objetos cuando hablan de él, necesitan papel y lápiz. Usará palabras como: sentir, tocar, agarrar, dar la vuelta, frío, caliente, pesado... y la escucharás diciendo "tómalo con calma", "que pesado", "eres un dulce", "que denso es esto", etc.


Una persona auditiva, es la que tiene que oír para entender. Puede que no te esté viendo, pero presta mucha atención a lo que dices. Lo vas a escuchar diciendo palabras como: oye, oír, sonar, sordo, escucha, preguntar, silencio. Y usará expresiones como "óyelo", "óyeme", "que griterío!", "no me suena", "algo de eso oí"...


Una persona gustativa, entiende muchas cosas a través del gusto. Es un sistema muy primitivo y no se considera como uno de los principales sistemas de preferencia.


Las personas olfativas, tienen muy desarrollado el olfato y todo lo huelen. También es un sistema muy primitivo, y está mucho más desarrollado en los animales. Sin embargo, un olor, bueno o malo, nos puede traer recuerdos lejanos y transportarnos a ese momento.


Hoy en día, también encontramos otra categoría, que la podemos llamar "digital". Y son las personas que se enfocan mas en los hechos, los gráficos, la lógica y las figuras.


Sabiendo todo esto, tenemos que tratar de comunicarnos con nuestros hijos (o con quien queramos), de la forma en que ellos "prefieren", pues nos van a entender mucho mejor. No es fácil, porque nosotros tendemos a usar nuestro propio sistema preferido y muchas veces no coincide con el de ellos. Pero sobre todo, cuando queremos hablarles de cosas importantes o cuando queremos llamar su atención, tenemos que calcular muy bien las palabras que elegimos y eso nos ayudará a llegarles directo en la diana.


Si descubres, por ejemplo, que tu hijo es mas visual, pues, no uses frases como "óyeme lo que te digo", sino mas bien como "mira lo que te digo". Él te va a entender mucho mejor... Y si tienes varios hijos y cada uno entiende mejor un sistema, pues ahí te quiero ver, jajaja, pero todo es cuestión de entrenamiento y de concienciarte.


Te voy a dejar en este link, un cuestionario de 12 preguntas, que te ayudarán a saber qué sistema preferido tienes tú o tus hijos (si son muy pequeños hay preguntas que no van a entender). En verdad, es un cuestionario más diseñado para adultos. Es un archivo de Excel, así que no podrás rellenarlo en tu celular.


Como siempre, ojo... quizá estés pensando que tú dices frases de todos los sistemas, y seguro que es verdad, pero en el fondo, todos tenemos uno que es el preferido... analízate y lo descubrirás.


Bueno, te deseo suerte con ésto... y ya sabes, piensa antes de hablar y mantén una coherencia entre lo que dices y tus gestos y movimientos, porque sino, tampoco llega claro el mensaje.


Si te gustó mi articulo, házmelo saber, eso me motiva a seguir escribiendo para ti.

Puedes dejarme un comentario o escribir en las redes. El grupo de Facebook es Las Finanzas y los niños, aprendiendo desde pequeños. Instagram es @aprendoemprendiendo.


Con cariño,







HÁBLAME!

Envíame un mail con tus dudas, sugerencias, comentarios...

No tardaré en responderte!

  • Facebook
  • Instagram

© 2019  by Aprendo Emprendiendo.